En democracia, la victoria no diviniza, ni la derrota envilece; el mandar no enferma, ni el obedecer rebaja y sólo tiene derecho a la autoridad, aquel que esté dispuesto a servir bien a sus semejantes.
   
  Superpanistas
  Nuestros visitantes:
 

Mes

 

 
  Personas que nos visitan : 39339 visitantes¡MUCHAS GRACIAS! D.R. 2007 Liborio Román Cruz Mejía  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Nada eleva más al hombre que arrodillarse ante Dios, pero nada lo degrada más que hincar la rodilla frente a la injusticia.